octubre 18, 2011.

Soñé que trabajaba y vivía dentro de una tienda, era algo como Zara o Bershka. Y trabajaba en las mañanas ahí y en las noches dormía en el lugar, muy al estilo de la Pícara Soñadora. También trabajaba ahí mi roomate Chabela. Yo salía a algo que no recuerdo qué era y cuando volvía la fila se salía de la tienda, Chabela me odiaba por dejarla sola atendiendo el lugar con tanta gente.

Luego, lo bizarro que no falta, estaba en la azotea de un edificio. Y había un hombre negrito, buenísimo. Me di cuenta que era mi marido-novio o algo así. Y comenzábamos a aventarnos un poco de agua y cuando la cosa se iba a poner buena, volteábamos y estaba nuestra hijita, una niña negrita, hermosa. Entonces yo me daba cuenta que también yo era de color. Rarísimo.

La niñita nos decía que tenía hambre y ya, ahí desperté.

Anuncios

3 pensamientos en “octubre 18, 2011.

  1. 🙂 Jajajaja… qué bizarro debe haber sido soñar algo así. Yo muchas veces pienso que me gustaría tener un bebé negrito. Son preciosos. Le digo a Carlos que vamos a tener que adoptar uno. También me gustan las niñitas taka-taka. Son hermosísimas.
    Hay que pedirle a Diosito que me haga millonaria. Digo, para poder adoptar, no creas que por otra cosa. 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s