marzo 1, 2012.

Era el 3 de marzo de este año. Llegaba con mi familia a casa de mis papás en la noche y descubríamos que habían entrado a robar la casa, faltaban muchísimas cosas. Mi papá se reía pero era de nervios, impotencia y tristeza. Yo tenía un coraje tremendo, mi mamá se ponía a recorrer la casa, no entendíamos qué pasaba y decía que mi sobrino (que ese día cumple un año, por cierto) estaba ahí. Yo lo encontraba en su cuna, no lloraba sólo estaba ahí. Lo cargaba y con un rebozo me lo ponía en la espalda mientras veíamos qué faltaba. Me acuerdo que se habían robado mi computadora, fotos, algunos anillos de mi mamá y un collar que ella me había regalado. Me daba mucho coraje. Me daba mucha pena ver a mis papás tan tristes, con coraje e impotencia.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s